proyecto salutia logo   home contacto

Articulos

 

GRIPE PORCINA

Introducción: Desde hace tiempo, los científicos han pronosticado la aparición de un virus de influenza capaz de infectar a 40% de la población humana, provocando alta tasa de mortalidad en la población. En fecha reciente, una nueva cepa, la influenza aviar H5N1, ha mostrado todos los signos de llegar a ser esa enfermedad.

Hasta ahora se ha visto confinada a ciertas especies de aves, pero es posible que eso esté cambiando. Desde su aparición en el sur de China, en 1997, el virus ha mutado; se ha vuelto más vigoroso y letal, y acaba con mayor variedad de especies. Hacia abril de 2005, el virus H5N1 se había también contagiado a los cerdos. También en China y Vietnam se habían infectado cerdos con el virus de la influenza. El descubrimiento en Indonesia aportó perturbadoras pruebas de que infectaba mamíferos, si bien no se sabía aún cuánto se había dispersado la enfermedad porcina ni hasta qué punto era letal para los animales . La gripe porcina es una enfermedad respiratoria aguda de los cerdos, altamente contagiosa, causada por el virus de la gripe tipo A, que a su vez se divide en tres subtipos: H1N1, H1N2 y H3N2. La tasa de letalidad en cerdos es baja y la enfermedad, que se produce fundamentalmente en otoño e invierno, dura unos 7 a 10 días.

Generalidades: La gripe porcina es una enfermedad respiratoria aguda muy contagiosa que se transmite entre la especie porcina y que es causada por uno de los varios virus de influenza tipo A, que circulan en esos animales. Este virus provoca una gran morbilidad en los cerdos pero muy baja mortalidad (entre 1% a 4%). La temporada que se producen más casos es en la temporada otoño-invierno en países de clima templado, pero existen brotes epidémicos en cualquier época del año. Muchos países vacunan a la población de cerdos de manera rutinaria. Actualmente la gripe porcina es considerada una zoonosis , o sea un virus que no sólo ataca a los animales, sino por condiciones precarias, se modifica genéticamente y puede contagiar también a seres humanos. Quienes se contagian son generalmente criadores de cerdos que tienen contacto con los animales afectados sin tomar las medidas de seguridad del caso, continuando la cadena de transmisión a otros seres humanos.

Agente etiológico: Los virus de influenza porcina son comúnmente del subtipo H1N1 aunque también circulan otros (H1N2, H3N1, H3N2). Se cree que el virus porcino H3N2 fue introducido originalmente a los cerdos por los humanos. Algunas veces los cerdos pueden ser infectados con más de un tipo de virus al mismo tiempo, y esto puede ocasionar que los genes de estos virus se mezclen. Aunque los virus de influenza porcina normalmente son específicos de ésa especie y solamente infectan cerdos, pero como está ocurriendo actualmente logran pasar la barrera entre especies y causar enfermedad en humanos.

Transmisión: La influenza porcina puede transmitirse al ser humano, generalmente en personas que están en contacto con estos animales, como los trabajadores de granjas y de campos. El virus se transmite esencialmente por el aire, a través de las vías respiratorias, por contacto directo con las secreciones de los animales contaminados, las superficies contaminadas o las personas afectadas. Si bien se transmite fundamentalmente a través de la tos y los estornudos, un creciente número de evidencia muestra que pequeñas partículas del virus pueden permanecer en mesas, teléfonos y otras superficies y ser transmitidos mediante los dedos a la boca, nariz u ojos. Se debe considerar que las personas infectadas por el virus de la influenza porcina son potencialmente contagiosas mientras manifiesten síntomas y posiblemente hasta 7 días después de que aparezcan los mismos . Los niños, especialmente los más pequeños, pueden ser más contagiosos durante periodos más largos.

Síntomas de la gripe porcina

Los malestares son similares a los de una influenza estacional en seres humanos:

Fiebre
Letargo
Inapetencia
Tos
Presencia de secreción nasal
Vómitos
Nauseas
Dolor de garganta
Diarrea

Su presentación clínica es muy amplia, ya que puede tener signos y síntomas variables, desde una infección asintomática hasta una severa pulmonía. La presentación clínica de la gripe porcina en humanos se parece mucho a la gripe común (fiebre, tos, cefaleas) y otras infecciones agudas del tracto respiratorio.

Diagnóstico: Para diagnosticar una infección por virus de la gripe del tipo A de origen porcino se debe recoger una muestra obtenida del aparato respiratorio entre los primeros 4 a 5 días de infección (cuando una persona infectada tiene más probabilidad de estar contagiando el virus). Sin embargo, algunas personas, especialmente los niños, pueden diseminar el virus durante 10 días o más. Para la identificación y confirmación del virus de la gripe porcina del tipo A es necesario enviar muestras al laboratorio de referencia del Centro Nacional de Microbiología para que se realicen pruebas oportunas.

Alerta de epidemia: La Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó que la nueva mutación del virus de la gripe porcina se transmite entre humanos. Según el sistema de alerta de epidemia establecido por la OMS, existen seis fases para informar a la comunidad internacional de la potencial amenaza. En estos momentos, la OMS sitúa los casos de gripe porcina en el grado 3 de alerta pandémica, cuando se considera que existe "poca o muy poca transmisión del virus de persona a persona". La etapa más grave, la 6, se declara cuando se confirma que existe una transmisión permanente de persona a persona.
La Organización Mundial de la Salud declaró el brote de influenza porcina en Norteamérica una ``emergencia de salud pública de incumbencia internacional''. La decisión de la OMS significa que se le pedirá a países de todo el mundo que incrementen los reportes y la supervisión de la enfermedad implicada en decenas de muertes en México y cuando menos ocho casos en Estados Unidos que no han tenido un descenlace fatal.

Medidas preventivas : En el momento no hay disponible una vacuna contra la influenza porcina. Hay medidas que se pueden observar diariamente  para ayudar a prevenir la propagación de gérmenes que causan enfermedades respiratorias como la influenza. Para conseguir este objetivo las personas tienen que seguir las siguientes indicaciones:

  • Cúbrase la boca y la nariz con un pañuelo descartable al toser o estornudar. Tire el pañuelo a la basura después de usarlo.
  • Lávese las manos a menudo con agua y jabón, especialmente después de toser o estornudar. Los desinfectantes para manos a base de alcohol también son eficaces.
  • Trate de evitar el contacto cercano con personas enfermas.
  • Si se enferma de influenza, consulte a un profesional médico. Se recomienda que se quede en casa, que no vaya al trabajo o a la escuela y que limite el contacto con otras personas para evitar infectarlas. Trate de no tocarse los ojos, la nariz ni la boca. Esta es la manera en que se propagan los gérmenes.

Tratamiento: Hay tratamiento antiviral. Se recomienda el uso de los siguientes antivirales: oseltamivir o zanamivir que se utilizan tanto para la prevención o el tratamiento de la infección por estos virus de la influenza porcina. Los medicamentos antivirales deben ser recetados por un profesional médico (comprimidos, en forma líquida o en inhalador) y se utilizan habitualmente para combatir la influenza ya que evitan que los virus de esta enfermedad se reproduzcan en el cuerpo. Si la persona ya contrajo la infección, los medicamentos antivirales pueden hacer que su enfermedad sea más leve y que la recuperación sea más rápida. También pueden prevenir las complicaciones graves de la influenza, como lo es la neumonía aguda. Si se usan para el tratamiento, los medicamentos antivirales tienen más eficacia si se administran poco después de haber empezado la enfermedad (a los 2 días a partir de que aparezcan los síntomas).

Medidas que se implementaron en los países latinoamericanos ante la eventual pandemia: (ABRIL 2009)

•  Todos los países han incrementado los controles fronterizos y de aeropuertos.

•  PANAMA: funcionarios del aeropuerto están controlando los alrededor de 40 vuelos diarios desde México. Funcionarios de salud de El Salvador en las fronteras con Guatemala y Honduras vigilan ante posibles casos de influenza. El Ministerio de Salud de Nicaragua declaró un alerta sanitario.

•  ARGENTINA : Urgió a miembros de tripulaciones y pasajeros en vuelos desde México avisar de inmediato si tienen algún síntoma de gripe. También pidió a la gente que ha viajado a México recientemente y se siente enferma que informe a un médico. El sistema de salud vigila las enfermedades respiratorias y promueve la vacunación y hábitos de higiene preventivos entre trabajadores de salud y la población general.

•  BRASIL: Planea monitorear pasajeros que arriban desde México y Estados Unidos. Pidió a tripulantes que estén atentos a síntomas similares a la gripe de pasajeros en los vuelos.

•  CHILE: Controla a todos los pasajeros que llegan por avión desde México y Estados Unidos. También ha advertido contra los viajes a México y Estados Unidos y funcionarios fronterizos están en alerta para monitorear a pasajeros que arriban por tierra en busca de síntomas similares a gripe. 

•  COLOMBIA: Aumentó el monitoreo y controles preventivos en hospitales, puertos y el principal aeropuerto de Bogotá, especialmente a quienes llegan desde Ciudad de México, Texas y California.

•  ECUADOR: Realiza controles médicos a personas con síntomas gripales que arriban por aire y mar desde países afectados.

•  PERU: Reforzó controles en aeropuertos para detectar si alguien con síntomas gripales está entrando al país.

•  URUGUAY: Recomendó posponer temporalmente los viajes hacia México.

VENEZUELA: Elevó controles de salud en aeropuertos para prevenir un contagio y recomendó a los venezolanos evitar viajar a Estados unidos y México debido al brote

 

     

© ProyectoSalutia.com ~ Todos los derechos reservados