proyecto salutia logo   home contacto

Depresión

 

SINTOMAS DE LA DEPRESION

Los síntomas de la depresión son muy variables y diferentes de acuerdo a las personas que la padecen. Por lo tanto la Psicopatología, que es la ciencia que la estudia, recomienda con válidos de todo el arco de sintomatología que existe, tres síntomas básicos y suficienes para su diagnóstico.

Sobre estos síntomas, pueden existir múltiples manfestacio es de esta alteración psicoemocional. Los síntomas de la depresión que se consideran básicos son: Inhibición psíquica, Disminución del campo vivencial y Sufrimiento moral. El profesional en salud mental deberá relacionar un compartamiento, un pensamiento o un determinado síntoma como el exponente de los tres síntomas básicos. En niños y adolescentes, la depresión puede manifestarse como irritación en vez de tristeza. El adulto que sufre depresión también puede manifestar síntomas secundarios durante la misma. Los más frecuentes son: alteraciones del apetito, oscilaciones en el peso corporal, dificultades en conciliar el sueño, disminución de la energía, sentimientos de abandono y puede ser también de culpa. Otros manifiestan dificultades en la concentración, que impiden el normal desarrollo del pensamiento, que a su vez los deja inseguros y dubitativos, por la imposibilidad de tomar decisiones. Finalmente hay que admitir, que en los casos severos, los pacientes manifiestan pensamientos recurrentes sobre la muerte, ideas de suicidio y hasta planes o tentativas de suicidio. La Depresión siempre es acompañada por problemas de relación que se generan con la familia, el trabajo o en la comunidad. Cuando los síntomas de la depresión son de poco impacto, este funcionamiento en las relaciones del individuo puede parecer “normal”, pero le demanda un sobreesfuerzo de adaptación. La expresión más común que se oye decir a una persona depresiva, es que se “siente triste”, “desesperanzada” y “con falta de coraje para enfrentar los problemas”. Otras personas, expresan indeferencia, apatía y también estados de ansiedad, o lo que es peor, padecimientos somáticos que tienen que ver más con los sentimientos de tristeza que a motivos fisiopatológicos.

Algunos también demuestran irritabilidad aumentada que llega hasta ataques de ira como respuesta a estímulos banales. Autoestima disminuída. A veces a este estado se lo denomina “sufrimiento moral”. Este sentimiento es de minusvalía, que se va acentuando a la par de la evolución de la depresión. Es un sentimiento de autocompasión, inferioridad e incompetencia, culpa y repetidos sentimientos de fracaso. El sufrimiento moral es uno de los síntomas de la depresión más importantes, porque es el mayor responsable en el origen de sentimientos suicidas de las depresiones severas.

 

© ProyectoSalutia.com ~ Todos los derechos reservados