proyecto salutia logo   home contacto

Piel

 

TIPOS DE ACNE

El acné es una patología que afecta la superficie cutánea, muy frecuente, que se manifiesta de diversas maneras, lo cual hace necesario agruparlas en diversos tipos de acné, de acuerdo a las características de las lesiones. También es conveniente puntualizar que afecta igualmente a hombres y mujeres y también a personas adolescentes o adultas. Existen múltiples clasificaciones, pero con un criterio didáctico y de acuerdo a la intensidad de sus signos y síntomas, además de su pronóstico se los clasifica en benignos, moderados y severos. Este tipo de agrupamiento no tiene en cuenta la presencia de comedones (ya que no dejan secuelas) pero sí la presencia de pápulas, pústulas, nódulos y quistes en la zona afectada. La clasificación que diferencia los tipos de acné se utiliza para el momento de elegir la mejor opción de tratamiento.

a) ACNE LEVE: Se considera que un acné es leve cuando la lesión se caracteriza por comedones y hasta un máximo de 15 lesiones papulo-pustulosas superficiales o 10 lesiones del mismo tipo pero profundas. Tratamiento: Como las lesiones papulopustulosas son escasas, se inicia el tratamiento con una medicación tópica que contiene eritromicina al 2%, que se debe aplicar 2 veces al día, durante un tiempo que puede variar entre 4 a 6 meses. En caso de no obtenerse respuesta o empeorar la evolución del acné luego de las primeras 4 semanas de tratamiento se añade peróxido de benzoilo al 5% sólo por la noche. Si predominan los comedones la mejor opción son los retinoides y entre ellos el ácido retinoico tópico, ya que tiene una acción específica sobre ellos.

b) ACNE MODERADO: Cuando las lesiones son de las mismas características que las anteriores pero su número es mayor: existen entre 15 a 30 lesiones inflamatorias superficiales y profundas. Tratamiento: Además de utilizar la estrategia elegida para los casos leves, como en este caso hay más concentración de lesiones maculopustulosas en los casos de resistencia al tratamiento, se recomienda el uso de la doxiciclina por vía oral, a razón de 100 miligramos al día durante 2 meses y después pasar a 50 miligramos al día durante dos meses más. En el caso de mujeres, se recomienda la con hiperandrogenismo (hirsutismo, acné seborreico, alteraciones menstruales, ovarios poliquísticos) se recomiendan los antiandrógenos, siendo el más conocido es el acetato de ciproterona.

c) ACNE GRAVE: Cuando el número es mayor que el anterior o que hay lesiones nódulo-quísticas. Tratamiento: En estos casos se recomienda la Isotretinoína (ácido 13-cis-retinoico), a razón de 1mg/Kg peso/día, hasta completar una dosis total acumulativa de 120mg/kg peso. Este medicamento es un derivado de la vitamina A e inhibe la secreción del sebo, modificando la hiperqueratosis y produciendo la atrofia de las glándulas sebáceas. Tiene efectos indeseables, pero son más las ventajas que los efectos colaterales. No se debe administrar a mujeres embarazadas porque es teratogénico. Sin embargo es el tratamiento de elección para las lesiones nóduloquísticas. Siempre se debe realizar antes de comenzar el tratamiento con este medicamento, una batería de análisis de sangre que constaten una buena función hepática (para asegurar que existirá buena tolerancia al fármaco) y la no existencia de embarazo (para evitar la teratogénesis).

PRONOSTICO: La mayoría de las personas que sufren de acné sus refieren que sus signos y síntomas ceden entre los 18 y 20 años, aunque en los casos de tipos de acné moderado o grave, éstos pueden mantenerse más allá de los 30 años y habitualmente dejan secuelas cicatriciales. Hay que advertir como sucede en muchas enfermedades, que en esta patología son importantes los factores heredofamiliares de acné, que no sólo aumentan el riesgo de padecerlo, sino que también de sufrir acné moderado y grave.

     

© ProyectoSalutia.com ~ Todos los derechos reservados